28/05/2024 01:17:36 AM
28/05/2024 01:17:36 AM

¿Qué seguros se pueden deducir los autónomos en la declaración de la renta?

Esdiario se ha puesto en contacto con Pedro Rodríguez, asesor fiscal de Caixabank y experto en el apoyo a pymes y autónomos para que nos aclare algunos puntos. De la charla mantenida con este profesional hemos sacado unas útiles enseñanzas.

 

Aunque no todos los ciudadanos están obligados a presentar la declaración de la renta, desde este mismo año todos los trabajadores autónomos deben hacerlo. Basta con que hayan estado de alta en el RETA o en el RETM en el ejercicio anterior para que tengan que cumplir con este trámite.

De hecho, tienen de margen hasta el día 1 de julio para saber si los seguros que los autónomos tienen contratados son deducibles en su declaración de la renta (y hasta qué cantidad).

Seguro responsabilidad civil profesional

Este tipo de pólizas son imprescindibles para proteger al autónomo frente a posibles incidencias con terceros.

De hecho, su suscripción es muy frecuente entre profesionales de la construcción, médicos, abogados, propietarios de negocios de hostelería y otros abiertos al público, ya que es necesario en muchas ocasiones para obtener la licencia de apertura.

Aunque no se trata de un seguro obligatorio para todas las profesiones, es muy recomendable en muchas de ellas, por eso es tan habitual.

En el caso de la declaración de la renta, la deducción aplicable será del 100 % siempre que las coberturas de la póliza se destinen a las eventualidades que puedan surgir en el desarrollo de la actividad económica.

Seguro de salud

Las pólizas médicas también son cada vez más habituales y, en el caso de los trabajadores autónomos, estos seguros también son deducibles. Esto significa que los autónomos pueden deducirse el importe que pagan por su seguro de salud, así como el de su cónyuge y el de sus hijos menores de 25 años.

Lo que cambia en este caso es la cantidad desgravable. Como máximo, el seguro de salud desgrava 500 euros al año por persona.

Ese límite aumenta hasta los 1.500 euros anuales deducibles en el caso de personas con discapacidad.

Seguro de vehículo

Es una de las más controvertidas para los trabajadores autónomos. El problema principal es que no siempre está muy clara su afectación a la actividad del profesional. 

La condición indispensable para que estos seguros sean deducibles es que el vehículo sea utilizado en su 100 % para la actividad profesional del autónomo.

¿Qué quiere decir esto? Que si el vehículo también se utiliza para la vida personal el seguro no será deducible en la declaración de la renta.

Seguro de la oficina, del comercio o del taller

Algunos gastos relacionados con el lugar en el que el autónomo desempeña su actividad también son susceptibles de ser deducibles en el IRPF. Este es el caso de los seguros de las oficinas, despachos y agencias, los comercios, los talleres, los locales de hostelería y ocio, las academias, las clínicas y otros inmuebles similares.

Las primas de este tipo de seguros para negocios se pueden deducir en su totalidad en la declaración de la renta, siempre y cuando estos seguros estén relacionados de forma directa con la actividad profesional del autónomo.

¿El seguro de hogar es deducible?

Aunque los seguros de los locales se pueden deducir al 100 %, no sucede lo mismo con los seguros del hogar. En una época en la que el trabajo a distancia es habitual, puede no parecerlo, pero en realidad se trata de casos diferentes.

En estos casos, Hacienda solo permitirá deducir este gasto cuando el autónomo trabaje en su casa. Además, solamente se podrá deducir un porcentaje de la prima, que será el mismo en el que resulte afectada la vivienda por la actividad laboral. Es decir, el correspondiente a la parte de la vivienda en la que desarrolle su actividad