24/05/2024 07:17:26 PM
24/05/2024 07:17:27 PM

La fidelidad de Espadas con Sánchez no es recíproca: desprecio al PSOE andaluz

El PSOE andaluz y su líder Juan Espadas ha recibido un varapalo de Ferraz en uno de los momentos más delicados de la federación más numerosa de España. La elaboración de las listas con las que el PSOE concurrirá a las elecciones al Parlamento europeo, que se celebrarán el próximo 9 de junio, margina la presencia andaluza y sólo un nombre tiene posibilidades de llegar a Bruselas.

Concretamente, en la lista de la candidatura socialista aparecen tres andaluces: Lina Gálvez, Alejandro Moyano y Ana María Romero, aunque tan sólo la primera de ellos tendrá opciones de entrar al Parlamento europeo al ocupar el número 6 de la misma. Para llegar hasta los siguientes nombres andaluces en la lista hay que saltar muchos puestos hasta llegar al número 22 donde aparece Moyano y al 24 donde figura Romero. Es decir, estos dos últimos tendrán muchas dificultades para conseguir colarse en la Cámara Europea, donde actualmente el PSOE cuenta con 21 diputados.

Espadas ‘traga’: «Muy satisfecho»

Sin embargo, aunque esta decisión orquestada por la cúpula de Pedro Sánchez sólo tiene una interpretación posible, sobre todo si se compara con el respaldo a las federaciones catalana, manchega o madrileña, con dos puestos de salida en cada caso, el líder socialista que representa a unos 44.000 afiliados, intenta tapar la marginación sufrida a toda costa.

Espadas utiliza el máximo cinismo y se ha declarado «muy satisfecho» de que tres andaluces figuren entre los 25 primeros puestos de la lista que encabeza la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera.

 

El secretario general del PSOE-A ha recalcado que la andaluza es «una federación muy importante, fundamental en España» para el PSOE. «Lo ha sido en nuestro partido siempre, y lo va a seguir siendo», ha aseverado antes de agregar que «nosotros no nos disputamos sencillamente puestos», sino que «generamos un equipo» para «el conjunto de España, el más sólido para poder ganar las elecciones», ha añadido para tapar la pérdida de representación que le impone Ferraz.