30/05/2024 09:28:26 PM
30/05/2024 09:28:26 PM

El comercio es el sector que más empleos crea en España

En el Día Internacional del Trabajo, las organizaciones representativas del sector reivindican un mayor reconocimiento político y social.

El comercio se consolida como el principal empleador privado de la economía en España, con casi dos millones de afiliados directos (1.925.000 ocupados medios en 2023, según datos de la EPA), a los que hay que sumar un amplio espectro de empleo indirecto en materia de logística y producción de alimentos, bienes y servicios.

Las organizaciones representativas del comercio en España ACES (Asociación de Cadenas Españolas de Supermercados), ANGED (Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución), ASEDAS (Organización Española de Distribuidores, Autoservicios y Supermercados) y CEC (Confederación Española del Comercio) reivindican una mayor consideración social de sus trabajadores que contribuyen, día a día, a dar un servicio de calidad a los consumidores.

Desde el sector recuerdan que tienen que hacer frente a una carga normativa excesiva -cualquier comercio en España está afectado por unas 3.000 normas-, y que tienen el reto de asegurar el reemplazo generacional que permita al sector asumir los retos de la transformación digital, medioambiental, de formación y laboral.

Más allá de la importancia del comercio para la economía -un sector para el que sus asociaciones llevan tiempo reclamando un reconocimiento estratégico-, las empresas de la distribución tienen un impacto social crucial en cuestiones como el empleo femenino, el emprendimiento y la vertebración territorial.

En este sentido, el 61 por ciento de los puestos de trabajo del comercio están ocupados por mujeres -siendo uno de los sectores de la economía más feminizado-. Un tercio del total de los trabajadores
lo hace en el régimen de autónomos, por lo que es un sector que promueve el emprendimiento, y dentro de él especialmente el femenino porque de los más de 478.000 comerciantes autónomos aproximadamente la mitad son mujeres.
Además, el comercio tiene presencia en casi todos los pueblos de España, siendo un factor fundamental de vertebración y de dinamización económica territorial en términos de empleabilidad, actividad económica, apoyo a proveedores y revitalización de los centros urbanos. Sin tiendas ni tenderos, corremos el riesgo de vaciar los pueblos y ciudades.